Carta a mi hijo: Eres un grande

A mi bebé lo alimenta mamá con la fuente de sus pechos.

Día y noche come con alegría, de cuando en cuando come para consolar un llanto, otras veces come para saciar la sed de un día agotador.

A mi bebé lo alimenta mamá con el néctar de sus pechos, y le ha hecho tan bien que es sano, fuerte y grande.

Tiene manos grandes, para dar grandes caricias, para ofrecer su mano a quien lo necesite, para trabajar duro y con constancia

Tiene cabeza grande por que sus ideas serán enormes!

Tiene un gran pecho, porque ¿Dónde más cabría ese enorme corazón que Dios le dio?

Tiene piernas y pies grandes, para dar pasos fuertes, decididos, para caminar por este complicado mundo.

A mi bebé lo alimenta mamá con racimos de amor, para que siga siendo grande, grande de espíritu, grande de esperanzas, grande de alma.

carta a mi hijo

Laura Rivas

Mimitos de Mamá

Johannes Ruiz

Autor de la publicación

Mamá de tres mosqueteros.
Convencida de que el amor no malcría. Difundiendo la Crianza Positiva.

Pedagoga, Coach de Familia & Inteligencia Emocional, Educadora de Disciplina Positiva para Padres y Profesores.

There are 2 Comments

  1. Publicado por Olga Responder

    Que bonitas palabras.
    Así veo yo a mi pequeño y muero de amor cada día.
    Precioso, de verdad.

  2. Publicado por mariana Responder

    preciosas palabras y bonitas es muy bonito dar vida a un bebe y que le tengas cerca tuya como madre sentirle todo los dia alado tuyo impresionat esto” carta para mi hijo”.

Deja un comentario