Cómo aliviar las contracciones durante el parto

Si empiezas con una especie de dolor de menstruación que va y viene y al mismo tiempo se te pone la barriga dura (la parte superior del útero) y la molestia la refieres en la zona del pubis o en los riñones, posiblemente estás teniendo contracciones. ¡Que no cunda el pánico mamá! Son solo contracciones.

Aparecen a partir de las 37 semanas. Las que salen antes, son las contracciones de Braxton Hicks. Estas contracciones no son regulares. Se tienen a lo largo del día y solo se nota la barriga dura y no se tiene molestia, pasan desapercibidas.

contracciones

Pero si lo que os preocupa es cómo pasar el dolor, vamos a ver unas pautas para que se os quite ese miedo al parto, y técnicas para facilitar el parto.

¿QUÉ PUEDO HACER PARA ALIVIAR LAS CONTRACCIONES?

  • CONTROLAR LA RESPIRACIÓN

Una respiración que te ayude a relajarte y a no perder el control. Profunda, alargando la fase de expiración. Sobre todo sacar el aire, porque te ayuda a relajarte y porque es la fase pasiva de la respiración (de la relajación). Sacar el aire soplando o haciendo ruido suspirando, ayuda aún más a relajarse. Tiene que ser a un ritmo cómodo.

Es importante que respires porque te va a ayudar a relajarte y a aliviar las molestias de las contracciones. Durante la contracción es cuando menos oxigeno le llega al bebé por lo tanto si no coges oxígeno, no estás respirando y aún menos oxígeno para tu bebé.

El útero, que es un músculo, para realizar correctamente sus contracciones necesita oxígeno. Si no se respira bien, se tensa la musculatura. Así que tensas aún más el músculo del útero y sientes más molestia.

  • LA RELAJACIÓN EN EL PARTO 

Se necesita una situación en la que estar relajada. Como escuchar música tranquila, hacer ejercicio que relaje, una luz tenue, poner velas. Y es muy importante estar sin ruido.

  • LAS POSTURAS

Le doy priorización a escuchar mi cuerpo y a adoptar la postura que me esté pidiendo en ese momento para aliviar las molestias. Es decir, si estoy más cómoda a cuatro patas o estoy mejor de cuclillas. No obstante, nos tenemos que acordar de que no tengo que estar parando el parto. Lo que significa que si en esa postura estoy cómoda, pero no tengo contracciones, habrá que cambiar de postura durante el parto.

  • EL MOVIMIENTO

A la postura si le das un movimiento de vaivén, te ayuda más a relajarte y evita ponerte tensa. Lo más importante durante las contracciones es no ponerse tensa y dejar de respirar. El movimiento te ayuda a no paralizarte, a no poner la musculatura tensa y a no dejar de respirar.

Así que, lo que te puede ayudar a dar movimiento son las pelotas fitball. Al ser una esfera, no estás parada, porque te mueves de un sitio a otro. Hay muchas posturas que puedes adoptar con la pelota. Y como siempre digo, cada mujer, cada parto, es un mundo. A lo mejor pruebas la pelota y no te va bien, recuerda escuchar tu cuerpo. Un truquito: mover las pelvis va muy bien.

fitball contracciones

  • LOS MASAJES DURANTE EL PARTO

Te los debe dar la persona que te acompaña. Puede ser un masaje en la espalda, piernas o cualquier parte del cuerpo que te ayude a llevar mejor las contracciones. También se puede dar en la zona posterior de la pelvis. Consiste en hacer presión en esa zona y movimientos circulares. Hay a mujeres que les molesta y a otras que sí que les va bien.

  • AGUA CALIENTE

Darte una ducha de agua caliente y estar un buen rato en el chorro del agua caliente ayuda a relajarte. Yo recomiendo más las bolsas de semillas para el parto porque es un calor seco y es diferente. Se pone en la zona donde te moleste.

 

Aina de Juan

Matrona

Johannes Ruiz

Autor de la publicación

Mamá de tres mosqueteros.
Convencida de que el amor no malcría. Difundiendo la Crianza Positiva.

Pedagoga, Coach de Familia & Inteligencia Emocional, Educadora de Disciplina Positiva para Padres y Profesores.

There are 3 Comments

  1. Publicado por cati florit juan Responder

    Gracias por la informacion. Es genial saber algunos consejos para eate momento tan temido jejeje

    Un saludo

  2. Publicado por Mer Responder

    ¡Muchas gracias! El parto da un poco de susto, viene bien tener algunos trucos. A mí me parece interesantísimo el parto en el agua, pero me da miedo que para elegir esta opción haya que parir en casa.

    • Publicado por patricia Responder

      no tienes que parir en casa, hay sitios donde pares en el hospital y tienen salas adecuadas con bañera (hospital de torrejon de ardoz – madrid. es publico). En privado hay un monton de sitios. y otra opcion por privado es que el ginecologo venga a tucasa y te prepare todo lo que hace falta para parir en el agua.
      espero que te sirva de ayuda.
      mucha suerte en el parto.

      besos

Deja un comentario