Cuando nace un bebé

Desde que nace un bebé se despierta en nosotros un sentimiento indescriptible. Sin duda alguna nos tienen ganados, no necesitan hacer nada para que les demos cariño. Cuando nace un bebé, es un momento mágico. Nace con él un amor incondicional, nace con él una mamá, un papá, una familia.

La mayoría de los bebés suelen ser deseados (o eso quiero creer) con lo cual, el amor por ellos va creciendo incluso desde antes de que nazcan.

recien nacido

El corazón abierto de par en par

Es increíble como el corazón se abre de par en par, para amar incondicionalmente a un desconocido. El simple hecho de que sea nuestro hijo da pie a que el amor vaya creciendo, haciéndose cada vez más fuerte a pesar de que no sabemos su sexo, ni como es, ni que color de pelo tendrá, lo empezamos a amar más allá de cualquier situación, condición y circunstancia.

bebe y mamá

Bebé = Ternura

Un bebé recién nacido llena el entorno de ternura. No solo a los padres de por si, sino a familiares cercanos, amigos y hasta desconocidos. Un bebé solo por el hecho de ser bebé llena mucho. ¿No os pasa? Es tener un bebé cerca y sentir una sensación de que debemos protegerles. Son tan pequeñitos y delicados que es lo que nos transmiten. Su piel tan nueva, los dedos de sus manos… ¡y que decir de sus pies!.

pies recien nacido

Generan sentimientos entrañables, incluso cuando los vemos en fotografías. A medida que va creciendo y nos muestra su sonrisa, que nos reconoce, que nos busca con la mirada, que nos necesita, yo particularmente he sentido la felicidad absoluta. Y cuando empieza a balbucear, sus primeras palabras, oir por primera vez su voz, que nos llame mamá, papá y que nos reconozca definitivamente no lo cambio por nada.

Sus primeras veces

Estos primeros momentos son tan suyos como nuestros. Quedarán grabados en nuestro corazón de por vida, sus primeros pasos, su primeros dientes (que muchos sufrimos con ellos) sus primeros sólidos, sus primeros besos.. no hay álbum de recuerdos más grande e importante que nuestra mente para guardarlos. No queremos que se borren nunca.

recién nacido
Foto: Robert Austin

 

Y cuando crecen un poco y nos ven llegar del trabajo, su emoción es absoluta. Yo no cambio por nada ese momento en el que me agacho y viene corriendo con los brazos abiertos para abrazarme. Y a ti ¿qué es lo que más te gusta de tu bebé?

Johannes Ruiz

Mimitos de Mamá

Johannes Ruiz

Autor de la publicación

Mamá de tres mosqueteros.
Convencida de que el amor no malcría. Difundiendo la Crianza Positiva.

Pedagoga, Coach de Familia & Inteligencia Emocional, Educadora de Disciplina Positiva para Padres y Profesores.

There are 3 Comments

  1. Publicado por Valle Pérez Responder

    Yo con solo mirarlo me quedo embobada horas y horas, es tan perfecto que me lo como a besos.

  2. Publicado por Mis blogs favoritos de Maternidad: 4-10 enero 2016 Responder

    […] de Mamá: con su artículo “Cuando nace un bebé” otra preciosidad que vale la pena leer (hoy estoy tierna […]

  3. Publicado por Laura Responder

    Es precioso recordar una vez más este momento, inolvidable, un antes y un después de mi vida. Me encanta hablar y compartir con amigas estos momentos.
    Además de encantarme leer blog de mamás yo también escribo un blog y hoy comparto con mis lectoras experiencias diferentes de madres diferentes en edades diferentes, ellas hablan sobre su embarazo. Muy pronto nos contarán el parto y el post-parto. Si te quieres pasar te dejo aquí el link.
    http://www.portimisma.com/mujer/6190/

Deja un comentario